Qué hacer cuando la cerradura no abre

Consejos para una cerradura que no funciona

Muchas son las veces que las personas se han quedado sin poder entrar en casa debido al fallo en la cerradura de la puerta, aunque este fallo se puede producir en otras cerraduras y nosotros, en Cerrajeros Madrid Soluciones 24 horas trabajamos con todo tipo de cerraduras, queremos aconsejarte sobre los diferentes pasos que debes tomar cuando sucede que no te funciona la cerradura más imprescindible: la de la puerta del hogar.

La llave no consigue entrar en la cerradura

Si te ocurre esto lo primero, tranquilízate, no te asustes y,  sobre todo, no te estreses, que es lo más común. Hay veces que las llaves no entran cuando son nuevas debido a que la copia de la llave no está bien limada, por lo que tendría que volver al lugar donde se las han hecho y comentarlo. En el caso que siempre haya ido bien, y ahora no, debe fijarse si hay suciedad en la cerradura y en la llave, sople en ambas. Si encuentra algún impedimento en alguna de las dos puede eliminarlo con un alfiler o una horquilla misma.

Si no es nada de esto, puede que si hace frío la cerradura se haya helado, debe ser paciente y forzar un poco más, calentándola como pueda, frotando la llave por ejemplo. También puedes lubricar con un spray de polvo de grafito la cerradura. Si nada de esto ha logrado solucionar el problema con la cerradura del hogar, lo que debe hacer es llamar a un especialista que enseguida le ayudará. En Cerrajeros Madrid Soluciones 24 estamos a su disposición para lo que necesite.

La llave gira mal

Otro problema común es cuando la llave gira mal o le cuesta mucho llevar a cabo el movimiento del giro. Debes realizar pequeños giros buscando el punto de fricción adecuado, quizá la cerradura no esté lo suficientemente adaptada a esa llave (ya sea porque está la cerradura helada, o porque la llave es nueva, o por muchos otros motivos). No te preocupes que con varios giros accionaras poco a poco el punto de fricción y se adaptara la cerradura a la nueva llave, esto al principio es normal. Si ves que no se soluciona, puede tratarse de un problema de lubricación, que se puede solucionar con polvo de grafito, pero si no se soluciona, lo ideal es hablar con un especialista que mirará la cerradura a tiempo y evitará que te quedes tirado fuera de casa.

Además, si la llave gira pero no abre, se trata seguramente de un problema interno que precisa de un buen profesional de las cerraduras que debe examinarla y, seguramente, cambiarla por una nueva en mejor condiciones que acabará con tus problemas.

Problemas con el pestillo

Este hecho es un problema muy habitual que se suele deber al exceso de uso, ya que este castiga mucho al pestillo. Lo más probable si te ocurre esto es que el pestillo se haya desalineado. Lo que puedes hacer es reajustar la pieza y reforzar los tornillos, se trata de un trabajo sencillo que no suele necesitar a un experto que lo lleve a cabo.

La llave se atasca y no sale

Si ocurre esto mucho cuidado al intentar extraer la llave, ya que si la rompes te cargas la cerradura entera. Tira con cuidado sin hacer palanca y, si es necesario, ayúdate de unas tenazas moviéndola suavemente de un lado a otro, para sacarla sin afectar a la cerradura. Inmediatamente llame a un cerrajero que le haga una buena copia, esa llave seguramente esté inservible, y además, que le revise la cerradura para ver si el problema era de la llave o no.

Más información

Nosotros te llamamos

Déjanos tus datos y te llamaremos para resolver cualquier duda que tengas